Menu

¿Desde la Angustia a la Totalidad?

Austin Smiles existe para:
• Prestar servicios de apoyo necesarios a los niños y las familias en el centro de Texas afectados por hendiduras orofaciales (labio leporino y/o paladar hendido)
• Proporcionar tratamiento quirúrgico primario gratuito y atención completa en curso para los niños con hendiduras orofaciales en las áreas de América Latina, donde somos capaces de servir
• Proporcionar tratamiento quirúrgico para adultos en el centro de Texas que viven con cuestiones relacionadas con hendiduras orofaciales que no han sido reparadas

¿Que es el labio leporino/paladar hendido?

El labio leporino y el paladar hendido se conocen colectivamente como hendiduras orofaciales. Estos defectos de nacimientos causan que la boca del niño y/o la cavidad bucal se formen incorrectamente, dejando un espacio visiblemente notoria entre la boca y la nariz (labio leporino) y/o un hueco en el techo de la boca (paladar hendido). En muchos casos, ambas condiciones están presentes, creando una brecha continua a través de la cara del niño y en su paladar.

Porque es muy fácil olvidar

En muchas regiones de América Latina los niños con hendiduras orofaciales que no han sido reparadas están sujetos a dificultades, como ser ridiculizados y el ostracismo sobre su desfiguración. La incapacidad para comer y respirar normalmente les impide prosperar como otros niños lo harían.

Las familias de estos niños suelen vivir en las zonas rurales donde la educación formal es limitada y los viejos prejuicios no mueren. Así que además de las condiciones reales que afectan a su salud y desarrollo, estos niños son objeto de temor y discriminación por parte de sus comunidades.

 

El niño afectado es acusado con frecuencia de ser una fuente de castigo divino o inminente desgracia para la familia, o incluso todo el pueblo o comunidad.

Imagina que por causas ajenas a su cuenta, estos niños están consignados a una vida donde su simple apariencia hace que sean vilipendiados, temidos, ridiculizados y condenados al ostracismo. No es raro que estos niños se conviertan en cautivos, prisioneros en sus propias casas, muchas veces a edad adulta y durante toda su vida.

Ayudamos a los niños tanto en Texas y como en el extranjero.

Aquí, en el centro de Texas, ofrecemos apoyo de gestión de casos para los niños con hendiduras orofacial y sus familias. La atención médica es proporcionada por el Cleft Team (equipo de Hendiduras) en el Dell Children’s Medical Center of Central Texas (Centro Medico Infantil Dell del Centro de Texas). Nos aseguramos de que los pacientes y sus familias tengan cualquier otro tipo de apoyo que necesiten.

La mayor parte de nuestros esfuerzos de recaudación de fondos apoyan nuestras misiones quirúrgicas en determinados sitios en America Latina. Para los padres en estas áreas con niños que nacen con hendiduras orofaciales, la cirugía correctiva y atención de seguimiento está fuera de su alcance, literalmente y financieramente. El costo del tratamiento es mucho más allá de los medios de la mayoría de los padres, y el seguro de salud o fuentes de ayuda financiera son escasa. Incluso si el dinero no fuera un objeto, en la mayoría de los casos, los centros de salud y el personal necesario para el tratamiento de hendiduras orofaciales simplemente no existe en estas comunidades.

El Caso de Tratamiento de Alcance

Aquí, en Austin Smiles, la mayoría de nuestros voluntarios médicos se especializan en la atención pediátrica. Muchos de ellos pasan sus días trabajando con ninos que nacen con hendiduras orofaciales aquí en Texas, ayudándolos a transformar su vida. Hemos visto de primera mano la increíble diferencia que las intervenciones médicas hacen en la vida de estos ninos y sus familias.

Sin embargo, algunos niños que nacen con hendiduras orofaciales se les niega la posibilidad de tener una vida productiva, normal y feliz, simplemente por el lugar donde han nacido. Es por eso que muchos de nuestros voluntarios médicos dedican su tiempo libre para seguir trabajando, encontrar a estos ninos en sus comunidades y ayudarlos como les sea posible.

 

Todos los niños que pasan por estas experiencias positivas, una vez adultos, se ven dispuestos a donar su tiempo, dinero y/o recursos para expandir el tratamiento. Y cuando la gente entiende los milagros del tratamiento proporcionado a los ninos nacidos con hendidura orofacial, se sienten dispuestos a ayudar. Es simplemente gratitud.

Contáctenos